5 cosas que no sabías sobre el Centro Histórico de la CDMX

callejon-condesa-casa-de-los-azulejos

La leyenda del callejón de la Condesa

 

A un costado de la Casa de los Azulejos se encuentra el callejón de la Condesa. Por este pasaje entraba y salía la Condesa del Valle de Orizaba, que era la dueña original de esta espectacular casa.

Anteriormente se le conocía también como el Callejón de los Dolores, cuando según una leyenda, dos elegantes caballeros en carruajes se encontraron  frente a frente  y ninguno quiso retroceder para dar el paso al otro. Así tardaron tres días sin moverse, hasta que una virrey intervino y tuvieron que retirarse.


El hombre que permaneció en la cima de la Torre Latino durante el terremoto del 85

 

El terremoto del 19 de septiembre de 1985 fue letal para los habitantes de la Ciudad de la México, fue el movimiento telúrico más fatal que ha vivido la ciudad durante dos largos minutos.

El caso de Porfirio Callejas se hizo famoso, ya que ese día, había subido a las 7 de la mañana hasta la antena de la Torre Latinoamericana para pintarla y minutos después sucedió el terremoto. Porfirio resistió, gracias a que estaba sujetado a la antena, por ello, Callejas pudo vivir una de las mayores catástrofes desde otro ángulo y quizá bajo un tipo de movimiento que nadie más sintió.

porfirio-callejas-terremoto

palacio-nacional

Los gatos de Palacio Nacional

 

En los jardines de Palacio Nacional, desde hace ya mucho tiempo, se encuentran alrededor de 100 gatos que pasan el día tomando el sol y mirando a los visitantes. Son cuidados por el personal de mantenimiento y por más increíble que parezca, cada uno tiene nombre.


Origen de la porra de la UNAM

 

Cerca del Colegio de San Ildefonso existía un cine llamado “Goya”. Los Viernes, los alumnos salían de la preparatoria corriendo para colarse al cine gritando. ¡Goya! ¡Goya! y así es como nació la famosa porra de la Universidad Nacional Autónoma de México.

aficion3

la-opera-bar

El balazo de Pancho Villa

 

En el cruce que forman las calles 5 de Mayo y Filomeno Mata, se encuentra el bar La Ópera, establecido en 1875 para servir como un espacio de reunión para aquella población adinerada que durante el porfiriato, construyó una ciudad que buscaba emular el refinamiento estético francés.

En este restaurante se cuenta que el mismísimo Pancho Villa entró a La Ópera junto con Emiliano Zapata y en plena juerga sacó su pistola y soltó un tiro que se incrustó en el techo de la cantina. El hoyo que dejó el disparo persiste ahí, y se ha convertido en uno de los mayores atractivos de este lugar.

shop giay nuthoi trang f5Responsive WordPress Themenha cap 4 nong thongiay cao gotgiay nu 2015mau biet thu deptoc dephouse beautiful